Univision Investiga

Gurú espiritual preso en EEUU por tráfico sexual es socio de danzas que representan a México

Keith Raniere y su organización de superación personal encontraron en México un terreno políticamente abonado para hacer grandes negocios.
20 Jul 2018 – 4:15 PM EDT

La tarde del 29 de junio una estampida de hombres y mujeres sonrientes, disfrazados con trajes típicos mexicanos, irrumpió en la Casa de México en Moscú. Bailaban y exhibían sus disfraces ante el aplauso de turistas de varias partes del mundo que acudían a Rusia al Mundial de Fútbol.

Su participación no era gratuita, sino el nuevo capítulo de una serie de millonarios contratos que la empresa de espectáculos Anima Shows ha firmado en México con el gobierno desde 2010.

Anima es una compañía mexicana de danza de la cual es socio Keith Raniere, un empresario especialista en superación personal que está preso en Nueva York. Se le acusa de tráfico sexual con coerción de mujeres como parte de un esquema de esclavitud en el que las mujeres eran tatuadas con sus iniciales y se hacían videos comprometedores como garantía de obediencia. Raniere se declaró inocente.


El líder espiritual, fundador de la empresa de cursos de superación NXIVM, controla desde 2013 el 10 por ciento de las acciones de Anima, gracias a sus conexiones con familias influyentes de México. Raniere registró bajo su nombre la patente de Anima Inc en el Instituto Mexicano de Propiedad Industrial en 2010 como una actividad de “potencial humano en las artes escénicas’’. No hay información disponible de los ingresos que ha recibido Raniere por las actividades de Anima Inc. Sin embargo, de acuerdo con documentos de la corte de Nueva York, Raniere declaró que el total de su patrimonio es de cero dólares.

La socia y fundadora en México de Anima es Alejandra González Anaya, hermana del actual secretario de Hacienda de México.

La firma forma parte de un entramado de compañías asociadas con los representantes de los cursos de superación personal Executive Success Program (ESP) en México, que han ganado millones de dólares con alumnos mexicanos y contratos con el gobierno.

ESP México, la filial de la organización de Estados Unidos, se encuentra entre las firmas mencionada por el FBI en un documento del caso criminal en Nueva York como una de las empresas relacionadas con el emporio de Raniere. El abogado de ESP México, Diego Ruiz Durán dijo a Univision que la empresa ni ninguno de sus socios ha recibido ninguna notificación de autoridades federales de Estados Unidos pero que no sería extraño que pidieran su colaboración.

“Es algo muy natural en una investigación de este tamaño y con la trascendencia y sobre todo por los bienes jurídicos axiológicos que se están tutelando’’, explicó Ruiz.

Los negocios en México no se ciñeron únicamente a los estudiantes y a los espectáculos. Univision obtuvo registros públicos mexicanos que confirman que hay más conexiones entre la organización en Estados Unidos y la de México.

Clare Bronfman, una multimillonaria heredera de una gran fortuna en Estados Unidos y quien finanza a Raniere y a Nancy Salzman, segunda al mando de NXIVM, también es miembro de los consejos de administración de NXIVN México.

Bronfman y Salzman forman parte del consejo de administración de Prorsus Comercializadora, una compañía propiedad de Emiliano Salinas, hijo del expresidente mexicano Carlos Salinas de Gortari, según documentos de Registro Público obtenidos por Univision.

A su vez una filial de Prorsus es concesionaria en México de un negocio de devolución de impuestos a visitantes extranjeros llamado MoneyBack, según confirmó Univision en registros oficiales.


Un vocero de NXIVM México explicó que Prorsus participó en la creación de la filial de NXIVM Mexico pero que en una asamblea que quedó protocolizada en 2016, “Prorsus dejó de ser accionista de la empresa de superación personal para otorgar al corporativo NXIVM de Estados Unidos la administración de total de los cursos impartidos’’. Las dos empresas han dejado de compartir dirección fiscal, agregó.

Univision habló con exempleados de Anima y exalumnos de ESP en México. La firma de superación ofreció cursos a 8 mil estudiantes de la capital mexicana y las ciudades de Monterrey y Guadalajara.

Todos coincidieron que la creación y el crecimiento de ESP, además de los contratos para espectáculos, se logró en gran medida a la influencia política de los dueños.

“Es como una mafia muy fuerte porque en realidad tienen todos los contratos. Ya están haciendo cosas en el extranjero pero los contratos que recibieron pues obviamente los facilitó mucho porque tienen muchas relaciones con el gobierno”, afirmó a Univision uno de los exempleados de Anima, quien pidió hablar de forma anónima.

Un vocero de ESP México respondió a Univision que el crecimiento de la empresa en ese país “se debió exclusivamente a que los clientes que tomaban los cursos quedaban satisfechos con sus resultados y recomendaban los servicios dentro de sus círculos profesionales, personales y hasta familiares’’.

Salinas, Betancourt y Anaya rechazaron las solicitudes de entrevistas directas con Univision. Salinas explicó que sus abogados le han recomendado no hablar con la prensa.

Raniere, una inspiración

Alejandra González Anaya fundó Anima Inc. en 2009. El capital inicial lo obtuvo de un préstamo de su amigo Emiliano Salinas a través de su compañía de inversiones Prorsus Capital, según dijo Salinas en una entrevista con Buzfeed News.

Además de la amistad, a ambos los unía la firme creencia de que Keith Raniere era un genio para todo. Los dos eran miembros del más alto rango del grupo que seguía la filosofía de Raniere en México.

Al principio Anima desarrolló espectáculos modestos. Dos años más tarde los artistas y voluntarios de Anima montaron un show en el que representaron el nombre de México con los cuerpos de los bailarines, durante el festejo del Bicentenario de la Independencia nacional.

“Los ensayos eran muy agotadores. Nos tenían colgados boca abajo desde arneses durante horas y cuando nos quejábamos Alejandra nos daba un discurso sobre la resistencia de la mente. Después supimos que esa era la filosofía de NXIVM”, relató a Univision una de las bailarinas del show.

La compañía ensayaba en la casa de González Anaya en el sur de la capital mexicana. Varios de los bailarines aseguraron a Univision que en las salas de ensayos y el patio había imágenes con frases de Raniere.

Univision obtuvo fotografías que muestran que Anima participó también en eventos políticos en la residencia presidencial de Los Pinos y en compañía de José Antonio Meade, excandidato a la presidencia mexicana por el partido gobernante en México, el PRI.

La mayoría de los negocios no se pagaban directo a la compañía, sino a través de otras empresas proveedoras de servicios al gobierno, según confirmó Univision. En México, los portales Aristegui Noticias y Buzzfeed News también publicaron registros de los contratos oficiales. A causa de este mecanismo, Univision no pudo determinar el monto de los ingresos por estos negocios que llegó directamente a Anima.

Una vocera de la Secretaría de Turismo mexicana dijo a Univision que también el espectáculo más reciente del desfile de trajes típicos en Rusia fue pagado a través de una tercera compañía, que subcontrató a la empresa de danza y espectáculos.


“A los mismos intérpretes les hacen firmar con una empresa diferente, que ni siquiera dice el nombre de Anima”, explicó uno de los exempleados. Otros dijeron que en algunos espectáculos recibieron sus pagos a través de triangulaciones o, incluso, en efectivo.

En marzo de 2018, Raniere fue detenido en Puerto Vallarta, México. La noticia abrió la incógnita de cuánto sabían sus socios mexicanos sobre los abusos contra mujeres, que ahora lo tienen en la cárcel.

Algunos de sus más cercanos han guardado silencio sobre cuánto sabían. Otros lo niegan.

“En todas mis conversaciones con Alejandro Betancourt jamás me mencionó tener conocimiento de estas prácticas. Que yo sepa, el señor nunca se ha referido a ellas. O si las conocía, quizá no las tomaba como ciertas”, aseguró en entrevista Ruiz, el abogado de ESP México, quien también representa a Betancourt.

Después del espectáculo del Bicentenario, Anima obtuvo un nuevo contrato para presentar la obra “Solo quien ama vuela” en Tabasco, un estado del sureste mexicano, con más de 30 artistas en escena. Dos bailarines que asistieron al show dijeron que los ensayos eran agotadores y los realizaban en medio de un calor intenso.

“En una ocasión una chica dijo que ya no podía y Alejandra se molestó muchísimo y dio un discurso que luego supimos que era de ideas de Raniere y los entrenamientos de ESP”, contó una bailarina.

Después de Tabasco, Anima obtuvo nuevos contratos para espectáculos en Guadalajara, Veracruz y Puebla. Varios entrevistados aseguraron que muchas veces les llegaban sus pagos a través de una compañía radicada en Puebla, distinta a la que los había contratado.

También aseguraron que habían participado sin cobrar en eventos de gobierno, como una presentación para niños con cáncer en el Instituto Mexicano del Seguro Social, poco después de que José Antonio González Anaya, el hermano de Alejandra González, fuera nombrado director allí. En noviembre pasado, Anima respondió en una carta a Buzzfeed News y Aristegui Noticias que sus contratos con el gobierno mexicano siempre han estado apegados a la legalidad.

En 2014, Anima fue contratada por el gobierno del Estado de Veracruz para producir las ceremonias de inauguración y Clausura de los Juegos Centroamericanos con el espectáculo “Un solo Corazón”.

El contrato, al igual que casi todos los de distintos estados, fue firmado con una compañía productora que a su vez subcontrató a Anima.

“En lo de Veracruz nuestros recibos eran un papelito de Word. Ni siquiera nos dieron facturas”, dijo una de las bailarinas que participó en el espectáculo y tampoco quiso revelar su nombre.

En los años siguientes Anima obtuvo contratos a través de firmaban con el gobierno y los subcontrataban para hacer los espectáculos. Hicieron dos desfiles del día de muertos y un flashmob con el logotipo del gobierno local, en el cual 500 voluntarios formaron el emblema del gobierno vestidos de color rosa. Buzzfeed News reportó que este último contrato sí fue pagado directamente a Anima, por unos 340 mil dólares. En 2017 participaron en el Desfile del gobierno federal por la independencia nacional.


Miles de dólares en estudiantes y contratos

Desde hace tres lustros los representantes de la filosofía de Keith Raniere en México han sido Emiliano Salinas y su socio Alejandro Betancourt. ESP en México cobraba unos cinco mil dólares por alumno en los cursos iniciales y luego otros miles por clases complementarias, confirmó el abogado Ruiz.

Los exalumnos entrevistados coincidieron en que el dinero de los pagos iba directo a Estados Unidos por medio de una solicitud que llenaban en papel, en la cual colocaban los datos de sus tarjetas de crédito. Ellos afirmaron que los pagos se reflejaban en sus cuentas directamente desde Estados Unidos, sin que en apariencia las ganancias del grupo fueran controladas por autoridades fiscales mexicanas.

Pero los negocios en México abarcaron más allá de los estudiantes. Univision obtuvo registros públicos mexicanos que confirman que Bronfman y Salzman administraban NXIVM México. La empresa está en una lista de 79 firmas que están en la mira del FBI, según documentos del juicio contra Raniere en Nueva York.

NXIVM México fue constituida en marzo de 2010. El 99% de sus acciones estaban en propiedad de Prorsus Capital, el holding de los negocios de Salinas y Betancourt, de acuerdo con registros públicos.

Fuentes cercanas a la empresa explicaron que NXIVM México obtuvo el control de los cursos en México luego de que en los últimos años Salinas pasó de licenciatario a únicamente director. En esta nueva tarea ya no era socio, pero cobraba honorarios por sus servicios de coach y por aparecer como la imagen pública de la compañía. El 12 de abril pasado Salinas anunció que dejaría la dirección de ESP en México.

A pesar de este divorcio público, Univision encontró que Salinas y Betancourt han estado vinculados con NXIVM a través de nexos con otras de sus compañías, como Inlakech por la Paz, Prosus y Adamant, la cual posee la concesión para devolver impuestos.

Estas empresas aparecen en los registros de comercio y de marcas en México como asociadas en la misma dirección: una casona en la zona residencial de Lomas de Chapultepec, en Ciudad de México. Durante años allí radicó ESP su principal sede para cursos donde se impartía las teorías de “cuestionamiento racional” atribuidas Raniere.

De acuerdo con el vocero de NXIVM la compañía Adamant y la sociedad civil Inlakech, en las que participan también Emiliano Salinas y Alejandro Betancourt, “no tienen ni tuvieron relación alguna con NXIVM México y, en la actualidad, no comparten dirección fiscal’’.

La casona de NXIVM en la capital mexicana actualmente está en renta y Univision confirmó que los pocos cursos que aún imparten han sido en una sala de juntas de un modesto edificio de oficinas en el barrio de Polanco.

El abogado de ESP México, Edgar Ruiz, dijo en entrevista que la compañía está en proceso de cierre en México y que únicamente están concluyendo los cursos en los que ya tenían estudiantes enrolados en Monterrey y Guadalajara.

Antes del escándalo y la detención de Raniere, en cada salón de la escuela en Ciudad de México, refirieron varios exalumnos, estaban colgadas las fotografías de Raniere y Salzman. Al final de cada clase, repetían un ritual para dar gracias a ambos con los nombres de Vanguard y Prefect, como los conocían al interior del grupo.


Publicidad